Al día siguiente tras desayunar y despedirnos de nuestros amigos, emprendimos nuestra ruta.

Desayunando en Trittenheim

Desayunando en Trittenheim

Ruta en bicicleta de Trittenheim a Zeltinger.

Nos dirigimos a Neumagen-Dhron es la ciudad vinícola más antigua de Alemania, y la más extensa a lo largo del río Mosela con 247 hectáreas. Esta ciudad merece la pena visitarla por su gran  valor arqueológico. Destaca el sepulcro romano del barco del vino y no le extrañe ver navegando al Stella Noviomagi, una fiel reproducción de un barco de vino romano, que realiza excursiones por el río Mosela.

Nada más llegar a la oficina de turismo  el cielo se empieza a poner muy oscuro. La chica de la oficina de turismo nos aconseja dejar las bicicletas en el aparcamiento habilitado y nos se recomienda dejar las alforjas dentro de la oficina para poder recorrer cómodamente el pueblo.

Tras dar una vuelta cruzamos el río y nos dirigimos a Piesport conocida por tener la presa de vino romana más grande al norte de los Alpes que data del siglo IV a.C.

Presa de vino romana. Piesport.

Presa de vino romana. Piesport.

Disfrutando de la vistas. Piesport.

Disfrutando de la vistas. Piesport.

La vemos por fuera, ya que esta vallada y tras comer algo continuamos nuestra ruta, para ello volvemos a cruzar de nuevo el río Mosela hasta Niederemmel, para seguir por el margen derecho dirección Wintrich, Brauneberg, Mülheim, hasta llegar a Bernskastel (margen derecho) -Kues (margen izquierdo).  Nada más llegar vemos el río con mucho movimiento y el embarcadero esta lleno de barcos, hay un parking para todo tipo de vehículos, incluido las  bicicletas. Se nota que es parada obligatoria de excursiones.

Spitzhäuschen. (Casa pontiaguda). Bernkastel-Kues

Spitzhäuschen. (Casa pontiaguda). Bernkastel-Kues

Plaza el Mercado. Bernkastel-Kues.

Plaza el Mercado. Bernkastel-Kues.

Tras comer en una hamburguesería, era tarde, hora española,  decidimos dar una vuelta por Bernskastel (castillo del oso) para ver los principales atractivos, destaca la plaza del mercado con sus edificaciones típicas con entramado de madera, y sobre todo Spitzhäuschen casa pontiaguda, la más fotografiada y construida en 1914.

La doble cruz de piedra. Bernkastel-Kues

La doble cruz de piedra. Bernkastel-Kues

Seguimos paseando y fuimos hasta la Bärenbrunnen, fuente del oso, siendo el símbolo de la ciudad, y Doppelkreuz, la doble cruz de piedra, crucificada por ambos lados. La verdad es que esta ciudad es muy turística y tiene muchísmo ambiente.

La fuente del oso. Simbolo de Bernkastel-Kues

La fuente del oso. Simbolo de Bernkastel-Kues

Decidimos tomar un buen helado e ir a por nuestras bicicletas para ir a nuestro destino final de hoy, Zeltingen-Rachting, que está a tan sólo 6 km. Llegamos sobre las 17,30. Nada más llegar nos sirvieron una copa  de “riesling” en la pequeña terraza del hotel como bienvenida.

Tras una refrescante ducha fuimos a buscar un parque para Yaiza, no fue difícil, había uno a orillas del río Mosela. ¡Muy chulo!. Sobre las 20,30 horario austriaco fuimos a cenar pare reponer fuerzas.