Día 1. Conociendo Gante.

Al tener vuelo directo llegamos al aeropuerto de Oostende sobre las 12 de la mañana. Nada más salir del aeropuerto cogemos el autobús número 6 que nos deja justo enfrente de la Estación Central de Oostende (2€),  y desde allí cogemos un  tren hasta Gante, hasta bajando en estación Gent-Sint-Pieters (7,5€). Existe otra estación que se llama Gent-Dampoort, que aunque no está demasiado alejada del centro, está peor comunicada.

Ruta en Bicicleta, días extras conociendo Gante.

Una vez en Gante cogimos un taxi para ir al hotel que no estaba demasiado lejos. Como hicimos la reserva con tiempo pudimos elegir un hotel muy céntrico, así que tras realizar los oportunos trámites en el hotel, fuimos a conocer esta maravillosa ciudad.

Lo primero como siempre hacemos, es dirigimos a la oficina de turismo de Gante que se encuentra en la plaza de Sint-Veerleplein, cerca del castillo de los Condes y dentro de la Antigua Lonja del Pescado, cuya monumental puerta data de 1689. La oficina sorprende ya que contrasta con todo lo de su alrededor al estar  totalmente digitalizada, ofrece  información impresa muy buena y detallada  sobre la ciudad de Gante.

Plaza de Sint-Veerleplein. Gante

Plaza de Sint-Veerleplein. Gante

Fuimos hacia la enorme plaza y zona de paseo de Korenmarkt, muy animada donde confluyen el tranvía, los taxis, las bicicletas y los peatones en perfecta armonía, rodeada de terrazas, un sitio perfecto para comer.

Zona de paseo de Korenmarkt. Gante

Zona de paseo de Korenmarkt. Gante

Tras reponer fuerzas nos llamó la atención el antiguo Edificio de Correos (1909), precioso, pasamos por la Iglesia de San Nicolás y de repente empezamos a oír música. Nos acercamos a la plaza Emile Braun Plein, donde se encuentra el Stadshal, el Pabellón Municipal que destaca por su arquitectura realizada de madera , vidrio y hormigón.

Stadshal, el Pabellón Municipal y Torre Belfort. Gante

Stadshal, el Pabellón Municipal y Torre Belfort. Gante

Es un lugar para conciertos, representaciones de danza y ferias y es de ahí de donde procede la música, concretamente de un piano de cola que está disponible para todo aquel que lo quiera tocar. Nos llamó mucho la atención y preguntamos a los amables lugareños que nos explicaron que era un proyecto musical llamado “1,2,3 piano” que consistía en  que habían situado siete pianos de cola en diferentes localizaciones de la ciudad y cualquier persona que quisiera o sintiera el impulso de tocar en público lo podía hacer libremente.

Proyecto musical. "1,2,3 piano". Gante

Proyecto musical. “1,2,3 piano”. Gante

¡Era genial!, estuvimos cerca de una hora y el piano no estuvo sólo en ningún momento, siempre había un artista, niños incluidos que tocaban como los Ángeles. Justo al lado había una barra improvisada donde había degustación de cerveza gratuita. ¿Qué más se puede pedir?. ¡Fue todo un deleite para los sentidos!.

Seguimos paseando para ver esta ciudad desde otra perspectiva que no te puedes perder, Gante de noche, es otra ciudad, la iluminación es única y espectacular, sin palabras, de hecho tiene numerosos premios internacionales,  entre ellos las tres estrellas de la guía de viaje Michelín.

DIA 2. Seguimos con Gante

Hoy es fiesta nacional, La Asunción, con lo cual las tiendas están cerradas, pero los museos y los restaurantes están abiertos. Aunque hoy el día esta nublado, hay ambiente y poco a poco va aclarando el día.

STAM. Museo de la ciudad de Gante

STAM. Museo de la ciudad de Gante

Se nos ocurrió ir al STAM, el museo de la ciudad de Gante, el edificio que lo alberga es una preciosa abadía del siglo XIV, un convento del siglo XVII y un edificio de entrada del siglo XX.

Volvimos al centro, a la plaza de Korenmarkt a comer, hay muchos tipos de restaurantes y muchos ofrecen  menú cuyo precio ronda entre los 12 -20 €, así como los típicos de comida rápida… las opciones son múltiples.

Cripta de la catedral de San Bavón. Gante

Cripta de la catedral de San Bavón. Gante

Fuimos a la impresionante Catedral de San Bavón de estilo gótica a ver el famoso retablo de los hermanos Van Eyck “La Adoración del Cordero Místico”, (1432). Uno de sus paneles “los Jueces Justos” fue robado en 1934 y aun hoy no se sabe nada de su paradero. La entrada para verlo cuesta 4€ e incluye un audioguía, pero si no quieres hacer cola puedes ver una réplica en una de las capillas de la Catedral. La verdad es que la Catedral es impresionante y si entráis no dejéis de ver la cripta, es lo único que queda de la antigua iglesia románica.

Paseo a caballo por Gante. Zona Korenmarkt

Paseo a caballo por Gante. Zona Korenmarkt

Tras la visita salimos a la plaza que hay enfrente del Teatro Real Neerlandés (Sint-Baafsplein) para coger un coche de caballos, a Yaiza le hacía mucha ilusión. El precio es de 30€ por un paseo de 30 minutos, que fue muy agradable y entretenido, el conductor, muy amable nos iba haciendo de guía turístico. Después un helado gigante y nos fuimos a cenar a la plaza de Sint-Veerleplein, muy animada y con muchas opciones.

DIA 3. Gante. El Castillo de los Condes  y otros lugares de interés

Hoy vamos a ver el Castillo de los Condes de Flandes, toda princesa necesita ver uno y hoy le tocaba a Yaiza. El precio  es de 8€ y los menores de 19 años gratis. Hace un día estupendo y el sol aprieta.

Castillo de los Condes de Flandes. Gante

Castillo de los Condes de Flandes. Gante

El castillo impresiona con sus mazmorras, el museo de los instrumentos de tortura y desde su torre del homenaje tienes unas impresionantes vistas de la ciudad. Lo pasamos muy bien durante la visita y además había un caballero negro que iba saludando a los niños. Yaiza no paraba de buscarlo, la encandilo.

El caballero recibe a la princesa Yaiza.

El caballero recibe a la princesa Yaiza.

Justo en frente la plaza de Sint-Veerleplein, se encuentran las farolas que datan de 1913, y están conectadas al hospital de la maternidad de Gante. Si  parpadean, es porque un niño ha nacido en la ciudad..

Decidimos comer en la antigua Lonja del Pescado y después continuar con nuestro paseo y descubrir la zona norte donde visitamos otros canales, otros barrios, plazas como…:

Paseando por Gante. Bélgica

Paseando por Gante. Bélgica

  • Vrijdagmarkt. Durante siglos fue centro de la vida social y política pública. Mercadillo semanal y zona de ocio con numerosas terrazas.
Plaza Vrijdagmarkt. Gante

Plaza Vrijdagmarkt. Gante

  • Dulle Griet, el Gran Cañón, conocido también como Margarita la Loca. 12,500 kg de hierro forjado. A pesar de su enorme boca jamás disparó ningún proyectil.
Gran Cañón (Dulle Griet). Gante

Gran Cañón (Dulle Griet). Gante

  • La Iglesia de Santiago (St-Jacobskerk y la plaza Bij Sint-Jacobs. Esta zona es conocida por sus mercadillos de finde de semana y por se el epicentro famosas Fiestas de Gante.
  • El callejón de los graffitis en la calle Werregarenstraatje donde su apariencia va cambiando gracias a los artistas callejeros.
  • Patershol, el corazón medieval de la ciudad y ahora famoso por su gran oferta gastronómica.
Patershol, centro medieval de Gante

Patershol, centro medieval de Gante

Estábamos agotados, pero muy satisfechos. Habíamos aprovechado muy bien nuestra estancia en Gante. Cenamos y de camino al hotel disfrutamos de una noche más de la espectacular iluminación de esta ciudad. Al día siguiente partiríamos hacia Brujas, pero Gante ya se nos había quedado en la retina.

NOTA: No dejes de acercarte al puente de San Miguel, el lugar desde el cuál se toman las fotos más famosas de la ciudad, mires donde mires estas rodeado de una belleza arquitectónica única. Desde este punto también se ven las tres famosas torres de Gante; la de la Iglesia de San Nicolás, la de la Catedral de San Bavón y la torre del Campanario, (Belfort). Haz tu foto e inmortaliza tu momento.

Día 4. Brujas. Mini ruta en bici por Brujas. (15 Km aprox)